lunes, 4 de julio de 2016

La inclusión del Sistema Vial Andino en la Lista de Patrimonio Mundial de la UNESCO fue celebrada por tercera vez en el marco del Día del Campesino.


En junio del 2014, el Qhapaq Ñan, aquella extensa red vial que conectó el Cusco con los territorios que formaban parte del antiguo Imperio Incaico, fue declarado Patrimonio Mundial por la Unesco. Este importante logro para nuestro país ha sido celebrado por tercera vez en el marco del Día del Campesino, en un evento organizado por el Comité Provincial de Rondas Campesinas de Ayabaca - Sede Hualcuy, la Federación Provincial de Comunidades Campesinas de Ayabaca - FEPROCCA, las comunidades campesinas de Olleros, Tacalpo, Cujaca, los predios de Lagunas de Canli y el Frente para el Desarrollo Sostenible de la Frontera Norte, en permanente coordinación con el Qhapaq Ñan - Sede Nacional del Ministerio de Cultura.

La III Celebración de la Declaración del Qhapaq Ñan como Patrimonio Mundial se llevó a cabo en la Zona Arqueológica Monumental de Aypate, ubicada en el distrito de Ayabaca, departamento de Piura, y se inició con una ceremonia tradicional a cargo de dirigentes y presidentes de comunidades campesinas. Reunidos en la plaza central de Aypate, los participantes combinaron prácticas de curanderismo local y agradecimientos a la pachamama y apus locales. Acto seguido, se dirigieron a la zona de ingreso al sitio arqueológico, donde fueron recibidos por la directora del Proyecto Integral Aypate del Qhapaq Ñan - Sede Nacional y procedieron a develar colectivamente la placa conmemorativa de la declaratoria del Qhapaq Ñan como Patrimonio Mundial por la Unesco.

Fue en ese contexto que un representante de las organizaciones comunales dio lectura a la III Declaración de Aypate, documento en el que las comunidades y rondas campesinas se reafirmaron como pueblos originarios y se comprometieron a seguir trabajando por el respeto a sus territorios comunales y derechos colectivos. De igual manera, ratificaron su compromiso por promover la defensa del patrimonio cultural y natural, y su lucha, desde las comunidades, para lograr un país equitativo, inclusivo y pluricultural.

Para finalizar la ceremonia, el Coordinador del Área de Participación Comunitaria del Qhapaq Ñan - Sede Nacional hizo entrega a Rubén Jiménez, el Presidente del Comité Provincial de Rondas Campesinas de Ayabaca - Sede Hualcuy, de una copia de la constancia que certifica la inscripción del Qhapaq Ñan en la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco y de un resumen de la publicación “El Sistema de Gestión del Qhapaq Ñan - Sistema Vial Andino”, editada por el Ministerio de Cultura.

Posteriormente, se inauguró la Feria Campesina con presentaciones artísticas como danzas locales, además de campeonatos de fútbol y vóley, stands de exhibición y venta de alfarería, textiles y gastronomía local.

El evento congregó de manera masiva a comuneros, ronderos y población en general de la provincia de Ayabaca, además de representantes de instituciones locales, provinciales, regionales y nacionales como el Poder Judicial, el Gobierno Regional de Piura, la Dirección Desconcentrada de Cultura de Piura, la Municipalidad Provincial de Ayabaca, la Municipalidad de Suyo, UGEL-Ayabaca, entre otras.

El éxito de la III Celebración de la Declaración del Qhapaq Ñan como Patrimonio Mundial es el resultado de un proceso participativo con las comunidades y rondas campesinas de la provincia de Ayabaca, con quienes se ha implementado un proceso continuo de diálogo, consenso y planificación en los espacios de toma de decisión tradicional como son las asambleas comunales y ronderas, conforme con los lineamientos de la puesta en uso social del patrimonio cultural que promueve la propuesta de participación comunitaria del Qhapaq Ñan – Sede Nacional.