jueves, 15 de septiembre de 2016

Municipalidad sigue cerrando y soldando puertas de bares informales


A las seis de la mañana, más de 20 personas se embriagaban con “calientes”, al interior de un bar clandestino, ubicado en el pasaje Ramirez N° 157, en Huancayo. 

El local fue clausurado, por la Municipalidad Provincial de Huancayo (MPH), pues no contaba con licencia de funcionamiento.

La intervención realizada con el apoyo del Serenazgo y la Policía de Huancayo, continuó al mando del jefe de la Oficina de Ejecución Coactiva de la Gerencia de Promoción Económica y Turismo de la MPH, Efraín Remuzgo Romero. En el pasaje Ramirez, se soldaron las puertas y se colocaron afiches de clausura para evitar el ingreso de clientes. La actividad ilegal del local había sido observada por los fiscalizadores municipales, desde abril de este año.

El siguiente local en ser intervenido fue el ubicado en el jirón San Francisco N° 152, interior 03. En el local de Alvina Colonio Alanya, se procedió a la clausura forzosa y definitiva con el colocado de afiches y el soldado de las puertas, por carecer de licencia de funcionamiento para vender licores.

A las siete y media de la mañana se clausuró el establecimiento ubicado en el jirón Angaraes N°998. Nely Martinez intentó frustrar la clausura, indicando que era la nueva arrendataria del lugar y que no se efectuaba ninguna actividad ilícita, sin embargo no pudo comprobar su versión, por lo que se procedió al cierre y soldado de las puertas del local. Los propietarios de este lugar habían distorsionado el giro de su negocio.

La intervención culminó después de las ocho de la mañana al interior del local ubicado en el Paseo La Breña N°794. En el lugar se procedió a la clausura definitiva y el pegado de afiches en las puertas de acceso directo. Los propietarios, también habían distorsionado el giro de su negocio.

“Invitamos a los propietarios de locales informales a tramitar las licencias de funcionamiento para sus negocios y a no distorsionar el giro de las licencias que ya tienen. Las multas pueden llegar hasta el 200% de una UIT (unidad Impositiva Tributaria), lo que equivale a siete mil novecientos soles”

DETALLES: 
En la multa por distorsionar el giro de negocio, asciende a los 7, 900 soles, equivalente al 200 % de una UIT sin lugar a condición de subsanación.