lunes, 19 de diciembre de 2016

Nigth clubes, bares, restaurantes y galerías cerrados por no tener licencia de funcionamiento


Seis establecimientos comerciales, entre restaurantes, bares clandestinos y nigth clubes, fueron clausurados por el Área de Ejecución Coactiva, en cumplimiento a la disposición de la Gerencia de Promoción Económica y Turismo de la Municipalidad Provincial de Huancayo (MPH). Estos no contaban con licencia de funcionamiento para giros especiales.

Entre los locales clausurados se encuentra “Galerías Cueto”, de la Calle Real, N° 959. Según el ejecutor coactivo de la MPH, Efraín Remuzgo Romero, el local funciona sin licencia de la municipalidad, y aún más, carece de certificado de Defensa Civil. El establecimiento fue cerrado con una medida cautelar por 60 días.

Además, se multó a la propietaria con el 50% de una UIT (Unidad Impositiva Tributaria). La municipalidad optó por dejar un bloque de concreto, para que la medida se acate durante el tiempo señalado. Del local, que se encontraba cerrado a las 05:15 A.M., solo salieron dos vigilantes.

Asimismo se clausuró, con el pegado de afiches, el campo deportivo denominado “La Revancha”, del jirón San Martin N° 900. La clausura definitiva, se aplicó a las 6:00 A.M. ya que los propietarios de este lugar, habían distorsionado el giro de negocio y se propiciaba la venta de alcohol. Por ello, se le multó con el 200 % de una UIT.

PREVIENEN DESACATO

El local ubicado en el jirón San Martín N° 357 – 359, también fue clausurado definitivamente por carecer de licencia municipal para giros especiales. Los dueños, además recibieron la multa de 200 % de una UIT, pues funcionaba como bar.

También se clausuró el Night Club “Fantasy”, de Huancavelica N° 909. El local fue cerrado, pues desacataron clausuras anteriores. Las autoridades colocaron un bloque de concreto en las puertas, luego que un grupo de numerosos clientes salieran. El dueño fue multado con el 200 % de una UIT por carecer de licencia de funcionamiento para giros especiales.

Otro local ubicado en San Carlos N° 145, también fue clausurado por funcionar como salón de recepciones, pese a contar solo con una licencia de funcionamiento para restaurante sin autorización para la venta o consumo de licor.


Detalle:
 Además se clausuró una vidriería, ubicada en el jirón Tarapacá N° 669. Los propietarios fueron multados con el 30 % de una UIT por exhibir y/o vender productos en la vía pública.